Ciclismo

Fabio Duarte, al ataque del 2014

Cuando un ciclista aprovecha el último día del año para hacer un reconocimiento de una subida clave del próximo Giro d’Italia, es fácil colegir con qué espíritu encara la nueva temporada ese hombre: con el del ataque.

Y si ese atleta es Fabio Duarte, símbolo del Team Colombia, que ya en el pasado Giro de Italia tuvo sus mejores días de 2013, una temporada por debajo de sus mismas expectativas – por utilizar sus propias palabras -, esto no puede que más que encender las esperanzas y ambiciones de los escarabajos, a las puertas ya de su tercer año en el circuito Pro Continental, y de sus fans.

El 31 de diciembre, Fabio Duarte se montó en su Wilier Triestina Zero7 para afrontar, escoltado por el coche del General Manager del equipo, Claudio Corti, el ascenso de Montecampione, uno de los más esperados del 97º Giro de Italia, a celebrarse a partir del próximo 25 de mayo.

Como se sabe, el Team Colombia está en la pelea por lograr uno de los tres Wild Card todavía disponibles de cara a la Corsa Rosa, y de hecho RCS Sport revelará en los próximos días las adjudicaciones de dichas invitaciones por las que compiten los escarabajos y los otros equipos, aunque y con esperanza, Duarte ya está trabajando duro para encontrarse listo para la cita rosa.

Un invierno diferente

Ha sido un invierno especial para Fabio, ya que lo ha pasado por primera vez fuera de su Colombia natal.

Fabio ha optado por quedarse en Italia, donde reside durante la temporada de carreras, teniendo a su familia a su lado. Sí, porque en 2013 Fabio se casó Daniela, quien en los últimos días del año – el 26 de diciembre – le hizo padre de Marianella. Pero a pesar de los muchos cambios operados en su vida en tan poco tiempo, las palabras de Fabio revelan una gran serenidad.

“Es cierto, nunca he estado tan sereno y concentrado como ahora – dijo el campeón del mundo Sub-23 de Varese 2008-. Estoy entrenando muy duro y nunca me he sentido tan bien en esta época del año. Algunos habrán podido pensar que quedarme en Italia era una desventaja, pero en realidad no lo ha sido, de hecho aquí he podido prepararme sin distracciones  manteniendo contacto diario con Claudio Corti y los directores deportivos. Durante el invierno del año pasado tuve la sensación de que algo no iba de la manera correcta, y después, ya durante la temporada, la lejanía de mi familia me distrajo más de lo debido”.

“Este año la historia es diferente. En los últimos meses sólo he pensado en hacer de ciclista, en trabajar duro para ir fuerte desde el principio, en el Tour de San Luis. El clima de invierno en Europa es diferente al de Colombia, pero eso no me ha creado problemas: por el contrario, en Italia tuve la oportunidad de disfrutar de una tranquilidad que, creo, está marcando la diferencia”.

Debut en San Luis

El viernes, 3 de enero, Fabio se embarcará en un vuelo a Bogotá, donde permanecerá durante dos semanas de entrenamiento antes de llegar a Argentina para debutar en la temporada.

“Nunca he competido en San Luis, pero sé que en los últimos años muchos ciclistas importantes han comenzado su temporada allí, y este año habrá una participación de gran prestigio. Tendré pronto una comparación interesante con los demás corredores: por supuesto, nadie va a llegar allí en las mejores condiciones, pero espero dar una muestra importante de hallarme bien, y eso será importante en primer lugar para contentarme a mí mismo”, declaró.

Con oficina de prensa.

email
Anterior

Alejandro González, a cuartos de final en Sao Paulo

Siguiente

Barcelona superó los 50 millones de seguidores en Facebook