Fútbol

FIFA inspecciona el estadio Luzhnikí, sede de la final del Mundial 2018

La FIFA revisó la marcha de las obras de reconstrucción del estadio olímpico Luzhnikí, sede de la final de la Copa Mundial 2018, en la ultima jornada de inspección de los estadios, instalaciones e infraestructuras en Rusia.

“En estos momentos estamos satisfechos con lo que hemos visto. Hemos escuchado que los trabajos van por delante de los plazos previstos, lo que no deja de ser una buena noticia para todos”, dijo Christian Unger, jefe del comité de inspección de la FIFA.

Unger reconoció que el comité organizador aún no ha tomado una decisión definitiva sobre qué hacer con algunas de las instalaciones del estadio que acogió la única final puramente inglesa de la Liga de Campeones entre Chelsea y Manchester United en 2008.

Los organizadores han optado por el conservadurismo en lo que respecta al Luzhnikím que no será demolido, como se pensó en un primer momento, sino sólo remodelado.

Las autoridades rusas se gastarán 800 millones de dólares en ese proyecto arquitectónico, que se propone conservar la histórica fachada del Estadio Lenin, que llegó a tener una capacidad para más de 100.000 espectadores.

Tras la reforma a la que fue sometido redujo su aforo de 85.000 a 78.000 asientos y con vistas al Mundial, cuando albergará la ceremonia de apertura y clausura del torneo, además de la gran final, debe acoger un mínimo de 80.000 espectadores.

La delegación de inspección visitó desde el jueves pasado el nuevo estadio del Zenit San Petersburgo (66.000 asientos), en fase de construcción; el Kazán Arena (45.000); el estadio Fisht de Sochi (48.000) y el nuevo estadio del Spartak Moscú (45.000).

Tras los antecedentes de Brasil, la FIFA ha permitido a Rusia reducir el aforo de los estadios mundialistas de 45.000 a 35.000 asientos.

“No sólo lo hacen por hacernos un favor, sino porque tras analizar la situación en el Mundial de Brasil, quedó claro que no todos los estadios estaban llenos y existe el temor de que tras el campeonato esos estadios no sean aprovechados”, dijo recientemente Vladímir Putin, presidente ruso.

Además, la FIFA tampoco reducirá el número de ciudades que acogerán partidos mundialistas, que actualmente asciende a once: Moscú, San Petersburgo, Kazán, Sochi, Yekaterimburgo, Nizhni Novgorod, Volgogrado, Samara, Rostov del Don, Kaliningrado y Saransk.

Con agencia.

email
Anterior

Colombia consiguió los títulos de la Copa Pacífico y Julio Maglione

Siguiente

En 1976, Diego Maradona hizo su debut como profesional