Fútbol

Mundial de Clubes pone a Marruecos en el centro de la escena futbolística

Tras cuatro intentos fallidos de organizar una Copa del Mundo de fútbol, Marruecos finalmente tendrá la oportunidad de acoger un campeonato.

Marruecos organizará el torneo en el que se enfrentan los campeones a nivel de clubes de cada continente, con participantes que este año van desde el Auckland City, cuyos integrantes se dedican al fútbol a tiempo parcial, al Bayern, que la temporada pasada conquistó todos los trofeos que jugó.

Entre los contendientes también estará el Mineiro de Brasil, ganador de la Copa Libertadores y encabezado por Ronaldinho. El delantero, que parece estar fuera de la selección de su país que jugará el Mundial 2014, se ha recuperado de una lesión de tendón a tiempo para el que podría ser su último torneo internacional.

El Monterrey mexicano, campeón de la CONCACAF, vuelve por tercera vez consecutiva esperando ser el primer equipo de su país en alcanzar la final.

El técnico campeón del mundo con Italia Marcello Lippi dirigirá al campeón asiático Guangzhou Evergrande, el primer equipo chino participará en este torneo.

Mohamed Aboutrika, de 35 años y uno de los mejores jugadores africanos de su generación, está en la plantilla del campeón de África Ah Ahli después de que lo persuadieran para aplazar su retiro.

Monterrey debutará en cuartos de final ante el ganador del partido inaugural del miércoles entre el Raja Casablanca, que clasificó como campeón del país anfitrión, y Auckland City, representante de Oceanía.

El sábado se jugarán los dos partidos de cuartos de final. En el otro encuentro, el Guangzhou chino del argentino Darío Conca se mide con el Al Ahli de Egipto.

Al Ahli ganó la Liga de Campeones de Africa en noviembre a pesar de no haber jugado en el campeonato egipcio, que fue cancelado previamente este año.

Bayern y Mineiro van directo a las semifinales de la semana que viene. El conjunto alemán se medirá con el ganador del partido entre Guangzhou y Al Ahli, mientras que el brasileño debutará ante el vencedor de la llave del Monterrey.

El equipo de Guardiola no contará con el holandés Arjen Robben, quien se lesionó una rodilla la semana pasada y estará al menos un mes más de baja.

La competición ha tenido el formato actual cada año desde 2005, tras nacer de la Copa Intercontinental que se jugaba anualmente en Tokio entre los campeones de Europa y Sudamérica.

Sin embargo, se ha convertido en una triste ilustración de la debilidad del fútbol de clubes fuera de Europa. Ningún equipo europeo ha dejado de llegar a la final desde 2005 y ha levantado el trofeo en todas las ediciones salvo dos, ganando cinco finales seguidas hasta que Corinthians brasileño derrotó al Chelsea el año pasado.

África celebra el torneo por primera vez, después de que Marruecos ganara el derecho hace dos años.

Agencia.

email
Anterior

Bambuqueros ya conoce sus rivales en la Liga de las Américas

Siguiente

Sebastián Vettel será padre por primera vez