Motor

A Gustavo Yacamán se le ahogó la victoria en Laguna Seca

El Gran Prix de Monterey, se convirtió al final, en todo un gran premio de contrastes para la carrera deportiva de Gustavo Yacamán.

En pocos metros después de la largada, Yacamán ratificó que esta hubiera podido ser la pista de la temporada tanto para él, como para OAK Racing, en su primer año en Tudor United SportsCar Championship.

El piloto colombiano, sin dudarlo un segundo, pasó de la cuarta a la segunda posición de carrera, mostrando un gran movimiento de velocidad y agilidad al volante. Venció a la entrada de la curva uno, a los pilotos Christian Fittipaldi y Scott Sharp, veteranos gladiadores de talla mundial, que no reaccionaron al imponente ritmo del colombiano.

Vuelta a vuelta, Yacamán se convirtió en la peor pesadilla del día para el canadiense Michael Valiante, excompañero de Gustavo en las 24 Horas de Daytona en la temporada anterior, que sin duda alguna, llevaron su batalla por posición a una de las mejores de lo que va corrido del año en la Serie.

Ambos con valiosa información de sus estilos de manejo, dejaron ver por parte de Yacamán, un repertorio de ataques por la primera casilla que al final Valiante defendió sin argumentos y con maniobras cuestionables.

Yacamán soltó, para darle un respiro a su auto y a los centenares de aficionados que vibraron con su estilo de manejo en Laguna Seca. Su equipo decidió conservar y dejar en manos de la estrategia lo que podría ser una brillante victoria en Laguna Seca. Los datos así lo demostraban, haciendo caso a la telemetría que marcaba Yacamán, con la cual se daba con certeza, que el Morgan LMP2, tenía con que imponerse ante los Daytona Prototipo mas cercanos y  ante su inmediato competidor, el LMP2 de Tequila Patrón.

Un temprano cambio de pilotó marcó el inicio del final de la historia, el equipo hizo cuentas y decidió darle paso a Alex Brundle a bordo de la máquina No. 42 de la clase prototipos en United SportsCar Championship.

El joven inglés salió con todo, a recuperar con impaciencia lo que se podía hacer con estrategia, un par de movimientos demasiado arriesgados, dejaron sin pista al joven compañero de Gustavo, quien le facturaron varios daños a la suspensión delantera del auto.

El LMP2 no resistió y exigió una fatídica entrada a garajes para grandes arreglos. 10 vueltas se perdieron y con ellas toda esperanza de triunfo y el esperado podio del equipo francés y del piloto colombiano.

Ningún miembro del equipo bajó la guardia y regresaron a pista, nuevamente con Yacamán al frente del auto. Los puntos eran importantes, así como el tiempo abordo en el auto, lo que empezó como una gran carrera, terminó como una gran esperanza, que regresa a los LMP2, a la punta de la categoría norteamericana.

“Lo que le pasó a mi compañero le puede pasar a cualquier piloto de esta categoría y cualquiera que exista en el mundo”. Afirmó Yacamán. “Alex aguantó varias maniobras que estaban por fuera de un comportamiento deportivo. Lo golpearon, le cerraron su linea de carrera en repetidas ocasiones y detuvieron su ritmo a cualquier precio. Se arriesgó demasiado y perdimos una gran oportunidad de estar en lo más alto del podio. Es frustrante terminar así un fin de semana tan prometedor como este. El auto estaba fantástico y el trabajo del equipo fue impecable.  Será la próxima, no tenemos nada que demostrar, sabemos lo que tenemos y sabemos muy bien lo que tenemos que hacer. Viene Detroit y vamos a ir con todo por ese encuentro”, Gustavo Yacamán.

Aunque el equipo de Yacamán se lleva un sin sabor de este último encuentro en California, queda en los registros la vuelta rápida y grandes momentos de carrera en uno de los trazados mas complicados del año.

Desde ahora, los objetivos ya están puestos en el segundo callejero del calendario, uno de los favoritos de Yacamán y en uno en el que sabe ganar.

Aunque se aplaza la celebración de la primera victoria, Yacamán no descarta que sería una gran noticia, el hacerlo nuevamente en las calles de Belle Isle, un lugar que ya conoce de su estilo y de sus argumentos para imponerse en carrera.

Con oficina de prensa.

email
Anterior

Dos campeones estrenan camiseta en el Giro de Italia

Siguiente

Y usted, ¿cómo se siente antes del Mundial?