FútbolOtros

Colombia y Brasil jugarán la final del Sudamericano Sub-21 de Futsal

Tras un intenso y emocionante partido, que se llevó a cabo la noche de este jueves, la Selección Colombia Sub-21 de Futsal derrotó por la vía de los tiros desde el punto penal al quinteto argentino.

 

Colombia saltó a terreno de juego con gran confianza y a pesar de que Argentina supo aguantar la oleada de ataque tricolor, Colombia persistió y fue al minuto 15’ que Yeisson Fonnegra logró abrir el marcador. Argentina con la necesidad de empatar, respondió y llegó a la igualdad a través de Arieta, a los 19’, pero el quinteto dirigido por Osmar Fonnegra reaccionó, y de inmediato logró retomar la ventaja, por intermedio del jugador Yulian Díaz.

Para la segunda etapa, el encuentro continuó con la misma intensidad y con opciones para ambos bandos, pero fueron los albicelestes los que lograron el gol a falta de siete minutos para el final, que les dio la igualdad en el encuentro. En los minutos finales Colombia con el control del juego generó varias opciones de gol, haciendo figura al golero argentino.

Tras el final de los 40 minutos reglamentarios, se jugaron dos tiempos extra de 5 minutos cada uno, donde ninguna de las dos escuadras logró hacer daño a su rival, a pesar de que fue nuevamente Colombia el que propuso las mejores opciones y además hizo un impecable trabajo defensivo.

Al no lograrse romper el cerrojo en el tiempo adicional, llegó la definición de infarto por penales, en la cual Colombia solo erró un tiro, mientras que los argentinos lo hicieron en dos ocasiones. Finalmente llegó el último cobro y el grito de desahogo y felicidad con la ventaja definitiva de 4-3.

Este sábado 22, Colombia buscará la corona cuando enfrente a Brasil (3.30 pm Colombia) en la gran final del Sudamericano de la categoría, después de que la canarinha derrotara a Chile a primera hora también desde los tiros de penal.

(Prensa FCF)

email
Anterior

Dos goles de Arzuaga y Uniautónoma sigue en la pelea

Siguiente

Unión es finalista, Cortuluá y Autónoma pelean por el otro cupo