OtrosSalud

El Sentimiento de Inferioridad

Por: Elvira López del Prado.

El sentimiento de inferioridad es una consecuencia de un pobre conocimiento de uno mismo. Estaba escribiendo una nota en la que explicaba que este sentimiento es fruto de una comparación con el resto de los seres humanos pero según iba escribiendo me he dado cuenta de que no es eso…es algo más profundo que una simple comparación-juicio-condena.

Cada ser humano tiene muchas “caras” o facetas o maneras de actuar (llamadlo como mas os resuene), y las hay de todo tipo, de todos los colores. Cada ser humano es un universo en sí mismo, lleno de caras, facetas, disfraces, personalidades, comportamientos, criterios y moralidades.

De todos estas facetas, algunas nos gustan, otras nos gustan mucho, otras no nos hacen mucha gracia aunque las toleramos, otras las escondemos y hay otras de las que nos “deshicimos” hace tanto que ya ni recordamos donde las pusimos, pero siguen ahí.

El sentimiento de inferioridad es una llamada de atención hacia ti, es una manera que tiene tu psique de advertirte de que hay algo por ahí adentro que necesita salir a la luz, para ser aceptado por ti.

El sentimiento de inferioridad no es ni más ni menos que el reflejo de tus propios sentimientos hacia ti mismo: NO ME ACEPTO CON TODAS MIS CARAS, POR TANTO, NO ME AMO.

Este amor es el sentimiento más valioso para cualquier ser humanos, aunque no sepan que existe si quiera. Por eso hago tanto hincapié en la importancia del autoconocimiento, ser valientes e ir encendiendo luces, que significa: RECONOCER TODO LO QUE SOMOS, NO MENTIRNOS, ELIMINAR LAS IMÁGENES FALSAS DE NOSOTROS MISMOS Y NO JUZGARNOS POR ELLO.

Reconocer cuando actúas de una manera u otra cuál es el verdadero motivo de ello… que eres egoísta, que eres mentiroso, , que eres amable solo por agradar, en fin… Acéptalo, sea lo que sea.

Ocultar lo que verdaderamente eres, no te convierte en lo que quieres llegar a ser, solo alarga innecesariamente el proceso de transformación. Cuando ocultas algo en tu interior, aunque creas que así lo escondes… te engañas, sigue ahí, sigue dañándote, sigue manipulando tu comportamiento de forma inconsciente, y que es aún peor, te vuelves dormido a tu propio ser.

Manifiesta tus oscuridades, lo que no te gusta de ti, es lo primero que has de sacar, vivir, dejarlo que se manifieste en tu vida para poder aceptarlo y dejar que se vaya. Es así de simple, y si supieras lo rápido que se superan obstáculos al cambiar nuestra vieja aptitud de esconder lo que no nos gusta, por dejarlo salir, aceptarlo y dejarlo irse, nuestras vidas serían más fáciles y placenteras.

En resumen, si aprendes a conocerte, te observas y te aceptas con compasión entendiendo tus límites actuales, estarás amándote sin condiciones, y eso es el antídoto contra el sentimiento de inferioridad propio, pero además te sorprenderás de ver cómo aceptas sin condiciones a los demás.

 No puedes dar lo qe no tienes.

 

Elvira López del Prado

Fuente: http://www.facebook.com/pages/Amigos-Despertar-y-Evoluci%C3%B3n/354951737860055

 

 

email
Anterior

Día 6. Colombia recupera el tercer lugar en Centroamericanos 2014, ya suma 103 medallas

Siguiente

Poema / Infancia futbolera