Columna LÍDEROtros

Los colores del fútbol

Columna Impublicable

Por Wilfrido Franco García

La hora del té. El momento del éxtasis. Donde se cuecen las habas. Donde se fritan las papas. La hora de la verdad. El paroxismo de los cuadrangulares semifinales, tanto en la liga como en el torneo de ascenso llegó. Se mejora ostensiblemente el nivel de juego; los estadios, con contadas excepciones, se llenan de palpitaciones y público, los jugadores grandes y de jerarquía marcan diferencias, los árbitros entran en dos o tres semanas de redención y los técnicos, ensayan sus tácticas y estrategias para buscar el resultado favorable. Es el momento de darlo todo, de meterla toda, de no cometer errores y de buscar la gloria que aparentemente está a la vuelta de la esquina, pero ciertamente es lejana. Será para dos, máximo para cuatro equipos que disputarán las finales de liga y torneo. Aunque los subcampeones, finalmente también son perdedores.

Diversas facetas hemos observado en el arranque de la liga y el torneo de ascenso. Equipos que han decepcionado y otros, que han sorprendido. Unos que se afianzaron en su condición de favoritos.

 

El grupo A, reventó con la victoria de uno de los elegidos, Santa Fe, ante el gran acertijo de los últimos tiempos: Atlético Nacional. El elenco cardenal pudo quitarse en primera instancia a su “Bestia Negra” que no había podido derrotar en las últimas temporadas. Gran cotejo, sobre todo el primer tiempo que fue de ida y vuelta en los arcos de “Rufai” Zapata y el argentino Armani. Al final, Páez, el mejor de la visita se hizo expulsar, y Luis Carlos Arias, figura del “Expreso Rojo”, logró el tanto de la victoria.

La lucha seguirá, ardua y constante, pues Nacional ya tenía tres puntos logrados ante el Huila. Aparentemente, el cuadro opita y el elenco albo de Manizales serán los comodines de la zona A, pero que nadie se llame a engaño. La liebre salta donde menos se le espera y corre mucho más.

En el grupo B, Independiente Medellín tuvo para una goleada de leyenda ante el Deportivo Cali y terminó pidiendo tiempo. Al cuadro azucarero el terrible árbitro Juan Carlos Gamarra, le birló un penal, pero Miguel Murillo aparentemente sacó ventaja con la mano en el primer tanto azucarero. Inmenso, Germán Ezequiel Cano, el mejor futbolista extranjero en la actualidad del fútbol nuestro. Deportes Tolima se durmió en los laureles del 2-0 y Águilas, empujado por el ingreso de Cléider Alzate y Diego Álvarez, más la constancia de Fabio Rodríguez, encontró un empate épico a dos goles, que pudo ser victoria en el último minuto, si el palo no salva al Tolima cuando finalmente disparó Fabio Rodríguez en el que pudo ser el 3-2. La ventaja la tiene Independiente Medellín, pero hay mucho por jugar.

En el torneo de ascenso, la cuestión está muy pareja en el A con equipos que han hecho respetar su patio, esperando los resultados de la fecha del lunes anterior. Jaguares tiene el punto invisible a su favor, Quindío la mejor nómina, Bucaramanga la ventaja de ser local en una cancha sintética y el Cúcuta, un plantel tupido de alternativas con experiencia.

En el grupo B, Pereira en Bello ante Rionegro, mató el tigre y se asustó con el cuero. De un partido para ganar por goleada, terminó perdiéndolo en dos pelotas quietas y lo peor, con la expulsión de su mejor jugador y goleador, Leonardo Castro. Rionegro se montó en la tabla con 7 unidades. América de los últimos nueve partidos en el torneo, solamente ganó uno y parece no tener fútbol para pelear el ascenso. Además, su afición en vez de ayudarle, lo perjudica notablemente y las extrañas convicciones de su presidente Sangiovanni, por lograr ascensos sí o sí, parecen resignarse a jugar en Enero la posibilidad que abiertamente le regaló la Dimayor. Magdalena se ganó la lotería en Pereira en un partido que debió perder y por largo, pero botó el boleto ganador en su casa, cayendo ante el Rionegro. En este grupo, parece que todo se decidirá este jueves en el “Hernán Ramírez Villegas”.

 

P. D.

 

-¿Será que el América no se presenta a los cuadrangulares de enero porque su presidente Sangiovanni dijo que no necesitaban de ello y que ascenderían en diciembre? 

 

-Muy escasa la sanción a los desmanes en Cali en el juego América ante Pereira. Los trapos y las banderas no tienen por qué ser castigadas, y dos partidos son apenas una decisión mínima. ¿Hubiese sido en Bucaramanga, Cúcuta, Armenia o Pereira, sería tan poca la sanción?

 

-La selección Colombia con lo mostrado ante Estados Unidos, certificó su gran nivel de juego. Muchas individualidades en un momento inmenso. Gran partido de Carlos Sánchez, Jeison Murillo, Carlos Bacca, Santiago Arias, bien Camilo Vargas y Pedro Franco, y sigue enorme, James Rodríguez.

Finales, los colores del fútbol encandilan. Las decisiones también.

 

wilfridof48@gmail.com

email
Anterior

Gatos RC, tricampeón del Circuito de Rugby Sevens Gatorade

Siguiente

Poema / Deporte al revés