Tenis

Rafa Nadal y Novak Djokovic, en la final del Masters 1.000 de Miami

El tenista español y el serbio, número uno y dos del ránking mundial, respectivamente, avanzaron a la final del Abierto de Miami luego de que sus rivales de semifinales abandonaran el torneo.

Djokovic fue el primer afortunado en recibir un lugar en la final de este domingo, después de que el japonés Kei Nishikori se retiró del certamen por una lesión en la ingle.

Pocas horas después, el torneo sufrió otro revés cuando el checo Tomas Berdych, séptimo preclasificado, anunció que abandonaba por una gastroenteritis, lo que dio el pase a la final a Nadal.

Miles de seguidores del tenis arribaron al complejo Crandon Park a la espera de un día de acción intensa, pero en lugar de ello se fueron sin emociones.

“Es una pena por Kei. Una pena por Tomas. Una pena por el torneo. Especialmente es una pena por los aficionados”, dijo Nadal en su cuenta de Twitter tras el doble abandono.

El español accedió a su cuarta final en Miami, donde buscará ganar su primer título sobre las canchas duras del complejo estadounidense frente al tres veces campeón Djokovic.

Nishikori había llegado a semifinales tras dos triunfos en sets seguidos: ante el español David Ferrer en cuarta ronda y contra el suizo Roger Federer -17 veces campeón de torneos del Grand Slam– en cuartos de final.

El Circuito ATP anunció el abandono de Nishikori justo cuanto el vigésimo preclasificado estaba por ingresar a la cancha.

“Es realmente triste, por supuesto, es una semifinal de un gran torneo”, declaró Nishikori a periodistas. “Estaba jugando bien y había vencido a (Grigor) Dimitrov, David (Ferrer) y Roger (Federer). Estaba realmente emocionado por jugar las semis”, lamentó el jugador nipón, agregando que no podía moverse de lado a lado.

Por su parte, Berdych dijo que la gastroenteritis lo afectó durante la mayor parte del día.

“Me levanté con dolor de estómago, fui al baño y tuve una diarrea realmente fuerte”, relató Berdych. “Desde allí empezó a empeorar. Más tiempo, más diarrea y luego también vómitos y cosas así”, añadió.

Djokovic ya había disfrutado de otra clasificación sin esfuerzo cuando el alemán Florian Mayer se retiró del torneo en la tercera ronda, también por una lesión de ingle.

El serbio estará bien descansado para la final domingo, ya que no ha jugado en cuatro días y disputó apenas tres partidos en todo el certamen.

Con agencia.

email
Anterior

Costa Rica y Japón, en amistoso previo al Mundial

Siguiente

Los datos que dejó la Copa Libertadores en la semana